Response: Diciembre 2015

Lo que Conduce a la Paz

Cordialmente Suya

Lo que Conduce a la Paz

"¡Si también tú conocieras, a lo menos en este tu día, lo que es para tu paz! Pero ahora está encubierto a tus ojos." -Lucas 19:42 (diecinueve, cuarenta y dos)

Paz. Tal vez las traducciones de la palabra confundan nuestro pensamiento o la comercialización de la Navidad y las tarjetas con augurios sentimentales, pero la idea bíblica de la paz no es principalmente acerca de quietud y tranquilidad. La palabra hebrea para la paz es "shalom", que representa la armonía, la plenitud, la bienvenida y el cuidado, así como el cese de la violencia. Este tipo de paz no se encuentra en un contexto aislado, requiere interacción, presencia y compromiso.

La paz reflejada en la historia de Navidad no es el resultado de la tranquilidad o "quietud". El nacimiento de Jesús ocurre en el medio de mucho movimiento, con el traslado de las familias y de la nación debido al censo, el viaje de los Reyes Magos, la presencia de los ángeles, el traslado de los pastores y los sonidos humanos de dar a luz una vida nueva.

Si vamos a tratar de buscar la paz, debemos tener esta clase de imagen en la mente de modo que no estemos distraídas con simples exhortaciones a dejar las armas o cesar de protestar. La paz por la que trabajamos no puede confundirse con la preservación del status quo. El Príncipe de Paz no nació para reforzar los desequilibrios de poder y nosotras, como discípulas, estamos llamadas a seguir el ejemplo de Jesús.

En el otoño, tuve la oportunidad de viajar a Palestina e Israel. Un brote de violencia obligó a reorganizar las reuniones y el pequeño grupo de líderes Metodistas Unidos con quien viajé, tuvo un momento libre para ir al Monte de los Olivos y tener una vista de Jerusalén. Desde allí pudimos ver la antigua muralla de la ciudad --excavada y reconstruida, la ciudad moderna, muchas cúpulas y torres, y dos cementerios antiguos en el valle, uno frente al otro lado (uno judío y otro musulmán). También pudimos ver el muro de separación y el sistema actual de carreteras diseñadas para mantener a la gente separada, en una búsqueda vana de "paz" que se centra en las armas, en lugar de centrarse en las relaciones entre las personas y las condiciones en las que viven. ¿Cómo podemos no reflexionar acerca de las palabras de Jesús en Lucas 19:42? (diecinueve, cuarenta y dos)

Sabemos que la obra de Jesús, al presentar con sencillez el amor de Dios y al invitarnos a la reconciliación, es nuestro camino para lograr la paz integral a lo largo de nuestras vidas personales y espirituales. En esta época del año, es muy bueno que renovemos una vez más nuestro compromiso. También sabemos que la venida de Jesús impulsa el trabajo de Dios en su totalidad, de regreso al pacto con Abrám, para la bendición de las naciones. A nivel mundial, también estamos llamadas a trabajar por una paz integral.

Este año es el 15 (quince) aniversario de la Resolución 1325 (mil trescientos veinticinco) del Consejo de Seguridad de las Naciones Unidas que exige la participación de las mujeres en el trabajo por la paz y su continuidad. El estudio mundial menciona que "La paz sostenible sólo es posible si se crea en un proceso inclusivo... junto con la participación de las mujeres; la justicia y la reconciliación son otros factores que conducen a la paz sostenible y producen programas operacionalmente efectivos".

Nuestro trabajo por la paz insiste en la participación de la mujer y tiene su base en la concepción bíblica de la paz integral con raíces en nuestros corazones y que florece en lugar del conflicto. Buscamos honrar los derechos de todas las personas, respetando su dignidad e invirtiendo nosotras mismas en condiciones que permiten la armonía y la restauración de la comunidad, así como el cese de la violencia. Esta inversión en la paz está en fuerte contraste con las inversiones que construyen muros y armamentos. Es un largo camino que requiere un intenso trabajo espiritual, pero es la única manera de construir una paz que sea duradera.

Dios nos bendice algunas veces de una manera estruendosa y otras veces de una manera caótica, siempre desafiándonos a trabajar por la paz en esta Navidad y en todos los días por venir.


Harriett Jane Olson
Secretaria General
Mujeres Metodistas Unidas

holson@unitedmethodistwomen.org

Posted or updated: 12/1/2015 12:00:00 AM

November 2015 cover of response

Single Issues Available

Link opens in a new window. Digital: $2.50   Link opens in a new window. Print: $2.75 + Shipping

Facebook Tweet It Pin It
Give Now
Email It Print It